Petra, algo más que el Tesoro

Cuando uno piensa en Petra por primera vez, sin haber leído o visto muchas fotografía, se imagina la  fachada del Tesoro, que es lo que siempre aparece en los medios. O por lo menos ese fue mi caso antes de ponerme a preparar mi viaje a Jordania, y creo que el de más de una persona porque una vez allí he visto chicas visitando Petra con tacones, algo increible!!. Por eso quiero hacer un pequeño “trekking” por todo lo importante que se puede visitar.

Nada más entrar en el recinto, comienzas a andar unos cientos de metros por un camino polvoriento en el se mezclan los caballos, burros, calesas o incluso algún dromedario con la gente que va caminando. Y en los laterales empiezan a surgir alguno de los denominados Djin blocks, monumentos de forma cuadrada y de construcción nabatea. No se sabe exactamente que son, quizas tumbas, aunque tampoco sería extraño que fueran construcciones en honor del dios nabateo Dushara.  

Exif_JPEG_PICTURE

Exif_JPEG_PICTURE

Petra, es una ciudad enorme y la entrada a esta ciudad única la haces por el Siq, un desfiladero estrecho de más de un kilómetro de longitud, flanqueado por rocas de 80 metros de alto y una anchura que ronda entre los dos y cinco metros. Solamente hacer  este  paseo es toda una experiencia. Los colores y las formaciones de las rocas son deslumbrantes. Diría sin dudarlo que a mi es lo que más me gustó de toda la ciudad. Y mira que tiene fachadas y templos impresionantes, pero caminar tranquilamente por el Siq, parándote a cada paso, para ver esas rocas es algo increible. Si aún no conocéis Petra y tenéis pensado ir os aconsejo que vayais con calma en este trozo del recorrido.

Exif_JPEG_PICTURE

Exif_JPEG_PICTURE

Exif_JPEG_PICTURE

Cuando se llega al final del Siq se puede vislumbrar el  Al-Khazneh (el Tesoro). Es divertido pararte un rato ahí y ver como los guías de los tours organizados ponen a las personas justo antes de llegar de espaldas al Tesoro, como si les fueran a explicar algo que se encuentra ahí, los turistas ingenuos van siguiendo las indicaciones del guía ajenos a lo que están a punto de ver, para que luego de repente girarse todos y se encuentrarse con esta fotografía, y todos al uníseno gritan ooohhhhhhh!!!. Y no es para menos, están ante una de las cosas más esperadas de la visita.

Exif_JPEG_PICTURE

El Tesoro es el monumento mas conocido de todos los de Petra, en parte, más si cabe, por su aparición en la película de Indiana Jones, en Busca del Arca Perdida. Tiene 40 metros de altura y esta completamente  tallado en la roca. Se cree que fue creado como tumba de un importante rey nabateo, Aretas IV. Su nombre proviene de la creencia de los beduinos de que la urna que corona el monumento contenía el tesoro de un faraón, y de ahí  los impactos de bala. Otra historia, es que fueron los romanos los que realizaron los disparos pensando que los beduinos habían escondido hay los botines de su saqueos.

Exif_JPEG_PICTURE

Teatro romano. Bastante bien conservado. Fue excavado por los nabateos  a  comienzos  de la era cristiana. Tenía  cabida para 7.000 espectadores.

Exif_JPEG_PICTURE

Las tumbas reales. Impresionantes, sobre todo desde  lejos, cuando  se llega desde la vía romana. Unas escaleras conducen  hasta  allí. Con sus cinco divisiones horizontales y sus 45 m. de altura, constituye la fachada más grande de Petra. Es especialmente destacable la Tumba de la Urna, donde se guardaron los restos del rey nabateo Maluchos II, con una gran terraza abierta y columnatas en torno a ella, y un gran interior. Lo más llamativo son los colores en tonos rojizos por las paredes, la tierra del suelo…..

Exif_JPEG_PICTURE

Exif_JPEG_PICTURE

IMAG0094

También hay una forma de llegar a lo alto de una ladera, a través de cientos de escalones tallados en la piedra, desde donde ver el Tesoro. Para mí, una de las dos vistas más espectaculares de Petra, la otra, las vistas desde el Monasterio. Creo que es una cosa que no hay que dejar de hacer.

Exif_JPEG_PICTURE

Exif_JPEG_PICTURE

Después de subir alrededor de 800 escalones, nos encontramos con algo imponente, con Al-Deir, el Monasterio como se le conoce popularmente, el único monumento de Petra que jamás fue restaurado. Tiene 45 metros de altura por 50 de ancho, con una impresionante puerta de 8 metros y una urna colosal de 10. Al Igual que el Tesoro se encuentra completamente tallado en la piedra. Se puede subir por un sendero que se encuentra a la izquierda hasta lo alto de la cúpula.

Exif_JPEG_PICTURE

Exif_JPEG_PICTURE

Una vez en la cima el paisaje es asombroso pudiéndose ver en los días claros las tierras de Israel, como bien indica un cartel que te dice “vistas del fin del mundo”.

Por cualquier lugar descubres rocas o tierra con un sin fin de colores que hacen que la fachada más simple se convierta en una de las más bellas.

Exif_JPEG_PICTURE

Exif_JPEG_PICTURE

Pues el “trekking” llega a su fin. Como habéis visto es muy importante ir con ganas de caminar, de ahí el título del post, ya que si no, nos arrepentiremos de habernos perdido algunas de las maravillas que podemos visitar en Petra a parte del Tesoro.

Anuncios

Aunque ponga introducir datos o iniciar sesión, no es necesario hacerlo, escribe tu comentario y acepta publicar comentario. No seais timidos!! Animaos!!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s